En el nombre de Al-lah, el Clemente, el Misericordioso
No hay digno de ser adorado excepto Al-lah, Muhammad es el Mensajero de Al-lah
Musulmanes que creen en el Mesías,
Hazrat Mirza Ghulam Ahmad Qadiani (as)

¿Por qué vino Jesús al mundo?

La misión de Jesús se limitó solo a los israelitas. Es injusto pensar que sus enseñanzas son para toda la humanidad o que son practicables en esta época. Jesús expresamente declaró:

“El respondiendo, dijo: No soy enviado sino a las ovejas perdidas de la casa de Israel.” (Mateo 15:24)

En relación a la alegación de que Jesús fue enviado para toda la humanidad en base a:

“Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo;” (Mateo 28:19)

Los repetidos mandatos de Jesús, sin embargo, se oponen manifiestamente a este punto de vista. A la luz de enseñanzas inequívocas de Jesús, como en Mateo 15:24, uno puede afirmar con seguridad que las palabras “enseñar a todas las naciones” están mal traducidas o mal interpretadas. Quizás podrían significar que los discípulos de Jesús deberían ir a todas las tribus de los israelitas. La palabra “nación” se puede tomar fácilmente como un equivalente de “tribu” en vista del testimonio que la Biblia misma proporciona.

Por ejemplo, los siguientes versículos muestran que la misión de los discípulos de Jesús estaba restringida a las tribus de los israelitas:

“Y Jesús les dijo: De cierto os digo que en la regeneración, cuando el Hijo del Hombre se siente en el trono de su gloria, vosotros que me habéis seguido también os sentaréis sobre doce tronos, para juzgar a las doce tribus de Israel.” (Mateo 19:28)

Jesús dijo enfáticamente, mientras aclaraba su misión a los israelitas:

“Respondiendo él, dijo: No está bien tomar el pan de los hijos, y echarlo a los perrillos.” (Mateo 15:26)

En otro lugar, Jesús instruyó a sus discípulos a evitar a los gentiles:

“A estos doce envió Jesús, y les dio instrucciones, diciendo: Por camino de gentiles no vayáis, y en ciudad de samaritanos no entréis, sino id antes a las ovejas perdidas de la casa de Israel.” (Mateo 10: 5-6)

Las acciones de los apóstoles muestran que el mensaje de Jesús estaba destinado y confinado solo a los judíos.

“Ahora bien, los que habían sido esparcidos a causa de la persecución que hubo con motivo de Esteban, pasaron hasta Fenicia, Chipre y Antioquía, no hablando a nadie la palabra, sino sólo a los judíos.” (Hechos 11:19)

Los apóstoles se molestaron y se enojaron cuando supieron que Pedro, en una ocasión, había predicado a no israelitas:

“Y cuando Pedro subió a Jerusalén, disputaban con él los que eran de la circuncisión, diciendo: ¿Por qué has entrado en casa de hombres incircuncisos, y has comido con ellos?”. (Hechos 11: 2-3)

Por lo tanto, los mandatos expresos de Jesús muestran claramente que él estaba interesado solo en los israelitas.

Nota: todas las referencias bíblicas son de Reina-Valera 1960 (RVR1960)

Related Questions by Topics
Related Contents from Topics