La crianza de los hijos: una bendición y un desafío
En el nombre de Al-lah, el Clemente, el Misericordioso
No hay digno de ser adorado excepto Al'lah, Muhammad es el Mensajero de Al'lah
Musulmanes que creen en el Mesías,
Hazrat Mirza Ghulam Ahmad Qadiani (as)

La crianza de los hijos: una bendición y un desafío

Por Abdul Basit Khawaja

Según el islam, uno de los varios propósitos del matrimonio es reproducir la raza humana a través de tener y criar hijos.  El proceso de tener y criar hijos es una gran bendición, pero al mismo tiempo también un desafío. El propósito de este artículo es destacar algunos de los desafíos que nos enfrentamos en la actualidad en la crianza de los hijos y las soluciones mencionadas por el islam.

El modelo a seguir

En la naturaleza del hombre, Dios ha puesto una tendencia a copiar a otros, que se manifiesta desde la infancia. Es una consecuencia de esta tendencia, al copiar y ser influenciado por su entorno que el hombre aprende el idioma, conductas y hábitos al observar a  sus padres. Si los padres son virtuosos, piadosos y justos, los niños bajo su influencia adaptarán las mismas virtudes simplemente por copiarlas.

Por el contrario, si el niño se cría observando mentiras, peleas y violencia en su entorno, desarrollará las mismas malas conductas y pasarán a formar parte de su propia personalidad.

Por esta razón debemos reflexionar continuamente sobre las consecuencias a largo plazo de las acciones que realizamos en nuestro día a día. Una elección aparentemente pequeña e insignificante por uno mismo, puede afectar terminalmente a nuestros hijos en el futuro. La forma en que elegimos vivir hoy determinará en gran medida cómo vivirán nuestros hijos mañana.

A la luz de este punto, el islam propone una oración en especial para la crianza de los hijos, tal como se dice:

“Señor nuestro, concédenos de nuestras esposas e hijos el consuelo de nuestros ojos, y haz de cada uno de nosotros un líder para los justos.” (El Sagrado Corán 25:75)

Esta oración se podría cumplir cuando por un lado, uno muestre el deseo de tener una progenie piadosa y por otro lado cuando  haga un esfuerzo propio para mejorar su conducta moral y espiritual. Asimismo, en el Sagrado Corán se puede leer las historias de los profetas; que nos enseña cómo vivían, cómo actuaban y cómo rezaban. A su vez en el Sagrado Corán se pueden observar las oraciones de los profetas para seguir su modelo:

Por ejemplo, la oración de profeta Abraham (as):

 “Señor mío, hazme practicar la Oración y también a mis hijos. ¡Señor nuestro! acepta mi oración”. (El Sagrado Corán 14:41)

Otro ejemplo es la oración del profeta Zacarías (as):

 “Mi Señor, concédeme de Ti mismo una descendencia pura”. (El Sagrado Corán 3:39)

Permanecer con buena compañía

Otro aspecto de criar niños con excelentes valores es asegurar que se rodeen de buena compañía. Los niños no copian solo a los padres, sino que la compañía que mantienen tiene un fuerte impacto en su comportamiento y desarrollo.

Muchos estudios realizados, como por ejemplo el estudio llevado a cabo por The Raising Children Network demuestra que la influencia de los demás podría tener un efecto en niños, como por ejemplo: el llevar la misma apariencia externa, el adaptar la misma forma de expresarse y comunicarse, o copiar también ciertas conductas. Obviamente el desarrollo del niño será un reflejo de su influencia y compañía. Si es influido por niños que se involucran en la escuela con una conducta positiva, lo mismo adaptaría el niño. Por el contrario, si es influido por niños que tienen la tendencia de romper las reglas y no cooperar, lo mismo gradualmente se reflejará en la conducta del propio niño.

La importancia de estar en buena compañía es también un aspecto encontrado y enfatizado por el Sagrado Corán:

“Mantengan la compañía de los veraces.” (El Sagrado Corán 9:119)

Ser veraz es una de las mejores virtudes que los padres podrían transmitir a sus hijos; pero ello requiere que uno mismo sea una persona veraz en su vida cotidiana. Antes de analizar la compañía que mantienen nuestros hijos, es importante elegir bien nuestras propias amistades y círculos sociales.

Sin embargo, se dice que para definir a una persona, es suficiente con solo observar la compañía que esta mantiene.  El principio en la importancia de buscar y mantener una  buena compañía es algo que  nos aconsejó también el fundador del islam, el profeta Muhammad (sa) en las siguientes palabras:

“Un hombre sigue las creencias de su amigo y por eso uno debe elegir bien sus amistades.” (Abu Dawud 4833)

En el pasado, la compañía significaba un entorno físico. Hoy es más la compañía virtual la que nos influye y forma nuestra personalidad. La era de la tecnología ha cambiado las estructuras sociales y juega ahora un papel vital en la vida familiar.

Mientras la tecnología moderna se ha convertido en un instrumento inevitable de nuestras sociedades, puede estar bajo nuestro control si adaptamos sus beneficios o sus desventajas.

Según un estudio hecho por Sundus M., se dice que el uso excesivo de la tecnología puede tener un impacto negativo en el carácter de los niños, retrasos en su idioma, problemas de aprendizaje, déficits de atención, ansiedad, e incluso depresión infantil.2

Según los estudios hechos por maipo salud, se dice que las consecuencias del uso excesivo de tecnología en los niños pueden causar: déficit de atención, problemas de aprendizaje, incremento de rabietas, sedentarismo, disminución de habilidades para interactuar, trastornos del sueño hasta la adicción.3

Por lo tanto, todo depende como nosotros usemos la tecnología: La misma tecnología nos abre las puertas hacia el paraíso o nos conduce hacia el infierno.

Según las enseñanzas del islam, la moderación y el buen uso de las tecnologías es la solución. Es esencial que los padres estén atentos a lo que sus hijos están viendo y a quienes están hablando. Los padres necesitan encontrar un equilibrio entre la confianza y el control. Los padres deben saber la diferencia entre aconsejar y guiar, entre supervisar y fisgar. Es la responsabilidad de los padres conocer a sus hijos participando personalmente en sus vidas con respeto, ser honestos con ellos y comunicarse con ellos. Los padres deben conocer a sus amigos, deben conocer sus intereses, sus preferencias y sus tendencias. Los padres deben apoyar a los hijos en buscar soluciones de sus problemas y asistirlos en sus tareas.

A veces, la crianza puede ser muy estresante, frustrante o incluso hasta un punto en el que uno está cansado pero es la responsabilidad de los padres ejercer autocontrol y abstenerse de cualquier tipo de abuso, ni verbal ni físico. El respeto y la buena manera de comunicación es fundamental en la crianza de los hijos, tal y como nos aconsejó el Santo Profeta Muhammad (sa):

“Sean amables a sus hijos, y perfeccionen sus conductas.” (Ibne Maya: 3671)

Conclusión

Los niños son una bendición y su crianza es una tarea y responsabilidad que nos fue confiada por Dios. Esta responsabilidad requiere paciencia, humildad, sabiduría, propia buena conducta y oraciones infinitas. El islam enseña inculcar tanto en los hijos como en sí mismo una actitud competitiva y una mentalidad de hacer todo lo posible en todo lo bueno, particularmente en el aprendizaje del conocimiento religioso y secular.

El Santo Profeta (sa) es el modelo completo para seguir como padres. Una vez el profeta (sa) dijo hablando de sus nietos:

“Éstos son mis dos hijos; los hijos de mi hija. ¡O Al-lah! De hecho, los amo, así ámelos y ame a aquellos que los aman”5.

Según la profecía del Santo Profeta Muhammad (sa), el Mesías Prometido (as) fue enviado  para que los musulmanes tengan también un ejemplo práctico en los últimos días acerca de las enseñanzas del islam.

El Mesías Prometido (as) dijo lo siguiente en relación a la crianza de los hijos.

En una ocasión, un amigo reprendió físicamente a su hijo. El Mesías Prometido (as) quedó profundamente afectado por esto y llamó al individuo y le dijo lo siguiente.

“En mi opinión, golpear a un niño de esta manera es equivalente a la asociación de compañeros con Dios. El malévolo que golpea a un niño, se está elevando a sí mismo a la posición de otorgar orientación, una posición que sólo sostiene Dios; y busca a su vez participar de la misma posición que Dios posee en la providencia. Cuando un hombre indignado castiga a alguien por algo, continuará creciendo en ira hasta que tome la forma del enemigo, y el castigo sobrepasará desmesuradamente  a la proporción de la ofensa actual. Una persona que es paciente y no pierde las riendas del autocontrol, y que es totalmente tolerante, paciente, tranquila y compuesta, tiene derecho a castigar o reprender a un niño en una ocasión apropiada. Sin embargo, una persona de temperamento corto, intolerante e irrazonable no es adecuada en absoluto para la formación de los hijos. ¡Ay! Si solo los padres pasaran tanto esfuerzo en oración como lo pasan en tratar de castigar a sus hijos, y si en verdad hicieran  los rezos como una práctica constante para suplicar por sus hijos con corazón lleno de fervor; en verdad, las oraciones de los padres por sus hijos son bendecidas al podon una aceptación especial.”

REFERENCIAS:

1: (Friday sermon delivered 13 December 2013 at Baitul Futuh Mosque, London. Published AlFazl International 03 January 2014)

2: M, S., 2017. The Impact of using Gadgets on Children. Journal of Depression and Anxiety, 07(01). https://www.longdom.org/open-access/the-impact-of-using-gadgets-on-children-2167-1044-1000296.pdf

3: Maiposalud. (2018, April 2). Niños y el exceso de tecnología. Un daño silencioso. Maiposalud.Cl. https://maiposalud.cl/blog/ninos-y-el-exceso-de-tecnologia-un-dano-silencioso/

4: Hadith – Chapters on Virtues – Jami` at-Tirmidhi – Sunnah.com. (n.d.). Https://Sunnah.Com/. Retrieved September 2, 2020, from https://sunnah.com/urn/636520

5: Malfuzat, vol. 2, p. 181

Sobre el autor:

Abdul Basit Khawaja se graduó de la universidad de Yamia Canadá el 2016. Actualmente sirve como misionero en Ecuador desde 2017.

Suscríbete y recibe contenido exclusivo

Recibirás cada semana las últimas novedades de la Comunidad Musulmana Ahmadía directamente en tu mail. ¡Prometo no spamearte!

Share via