¿Qué es el Burka?
En el nombre de Al-lah, el Clemente, el Misericordioso
No hay digno de ser adorado excepto Al'lah, Muhammad es el Mensajero de Al'lah
Musulmanes que creen en el Mesías,
Hazrat Mirza Ghulam Ahmad Qadiani (as)

¿Qué es el Burka?

Las variaciones del vestido son puramente culturales. Está el burka (o niqab), que es un vestido de cuerpo entero o ropa exterior que cubre la cabeza, la cara y el cuerpo. El hiyab, por otro lado, cubre la cabeza y el cuello, con una pieza separada – como un chal o un abrigo largo – que cubre el cuerpo. La cara no está cubierta con el hiyab. El mandato coránico que se encuentra en el capítulo 24 está más estrechamente alineado con el hiyab. El estilo que una mujer musulmana elige para vestir depende de la tradición y la variación cultural.

Contenido relacionado:

¿Qué es el burka?

Por un lado, están los hombres musulmanes y los gobiernos que insisten en cubrir a las mujeres de pies a cabeza a toda costa, creando una imagen de opresión en la mente de la gente. Por otro lado, hay gobiernos europeos y grupos occidentales que insisten en que las mujeres musulmanas no se cubran y se esfuercen por quitarse los pañuelos de la cabeza, les guste o no. Olvidan que el cristianismo también prescribe a las mujeres ponerse un pañuelo en la cabeza, y esta es la razón por la que la Primera Dama Michelle Obama se cubrió la cabeza cuando se reunió con el Papa.

Ninguno de los dos lados tiene el derecho de forzar a estas mujeres diciéndoles lo que pueden o no pueden usar. Sin embargo, ambos lados han infligido atrocidades contra las únicas víctimas en este debate – las mujeres musulmanas.

Los extremistas religiosos han victimizado a las mujeres musulmanas. Algunas mujeres en el Medio Oriente no tienen otra opción que cubrirse de pies a cabeza. Hay muchas historias tristes sobre maridos, padres o supuestos líderes que abusan e incluso asesinan a las mujeres porque no están lo suficientemente cubiertas. Como estudiante del islam y musulmán practicante, sé que mi fe dice que tales acciones están completamente equivocadas. Esto es opresión. Esto es no-islámico. Es absurdo que los gobiernos de Oriente Medio castiguen tales acciones. ¿Por qué no castigan a los hombres que no obedecen el mandamiento de Dios de no mirar a las mujeres? ¿Ven lo ridículo de tales “leyes”?

Los extremistas seculares también han victimizado a las mujeres musulmanas. Alemania prohíbe a las maestras musulmanas usar pañuelos en la cabeza porque no se ajustan a los valores “occidentales”. Las monjas católicas romanas, sin embargo, pueden usar sus pañuelos en la escuela. En 2004, Francia prohibió la admisión de niñas musulmanas en las escuelas públicas por cubrirse la cabeza (no la cara, sino la cabeza). Del mismo modo, durante decenios, Turquía ha negado a las mujeres la admisión en las universidades si tienen la cabeza cubierta. El Presidente Obama declaró correctamente que “a una mujer a la que se le niega una educación se le niega la igualdad”, y para Alemania, Francia y Turquía, sus actos son una mancha en sus llamadas democracias. Lamentablemente, incluso a la virgen madre María – siempre representada con la cabeza cubierta – se le negaría la educación en estos países.

Entonces, ¿qué deberían hacer las mujeres musulmanas? ¿Deberían mantener contentos a los gobiernos musulmanes? ¿O deberían mantener felices a los grupos y gobiernos occidentales? La respuesta correcta es: ¡ninguno de los dos! El islam le dice a las mujeres que sólo deben preocuparse por mantener a Dios feliz, y lo hacen obedeciendo voluntariamente Sus mandamientos.

En el capítulo 24 del Corán, Dios le dice tanto a hombres como a mujeres que no miren provocativamente a los miembros del sexo opuesto y que protejan sus partes privadas. Específico para las mujeres en este capítulo es el versículo 32, que instruye a las mujeres a “no revelar su belleza excepto lo aparente, y que se pongan el velo sobre sus pechos”.

Las variaciones del vestido son puramente culturales. Está el burka (o niqab), que es un vestido de cuerpo entero o ropa exterior que cubre la cabeza, la cara y el cuerpo. El hiyab, por otro lado, cubre la cabeza y el cuello, con una pieza separada – como un chal o un abrigo largo – que cubre el cuerpo. La cara no está cubierta con el hiyab. El mandato coránico que se encuentra en el capítulo 24 está más estrechamente alineado con el hiyab. El estilo que una mujer musulmana elige para vestir depende de la tradición y la variación cultural.

En última instancia, es responsabilidad individual de cada mujer musulmana seguir los mandamientos de Dios. Así que les digo a mis hermanos musulmanes que no pueden forzar a las mujeres a practicar el islam según su entendimiento.

Las personas seculares de occidente también deben aprender que no hay nada malo en la elección de una mujer para cubrirse. No representa la opresión, ni es un medio para imponer la religión sobre otros. Los extremistas, tanto religiosos como seculares, deben ser educados en la verdadera naturaleza e intención de la guía de vestimenta del islam – la moderación y la protección. Nadie puede obligar a las mujeres musulmanas a observar o abandonar su religión. Si sus acciones son incorrectas, son responsables ante Dios, y sólo ante Dios.

Fuente: Demistifying the Burqa, Harris Zafar, https://www.huffpost.com/entry/burqa-france-_b_849473

Suscríbete y recibe contenido exclusivo

Recibirás cada semana las últimas novedades de la Comunidad Musulmana Ahmadía directamente en tu mail. ¡Prometo no spamearte!

Share via