Ceremonia de convocatoria de Yamia Ahmadia Alemania. Celebración de un evento histórico

Hazrat Mirza Masrur Ahmad

Hazrat Mirza Masrur Ahmad

Jalifatul Masih V

Su Santidad, Hazrat Mirza Masrur Ahmad (Mir‐za Mas‐ rur Ah‐mad), es el quinto Jalifa (Califa) de la Comunidad Musulmana Ahmadía. Elegido para esta posición vitalicia el 22 de abril de 2003, desempeña su cargo como jefe espiritual y administrativo mundial de una organización religiosa internacional con decenas de millones de miembros repartidos en 200 países.

Ver más sobre el autor

Ceremonia de convocatoria de Yamia Ahmadia Alemania. Celebración de un evento histórico

17 estudiantes se graduaron como misioneros de la Comunidad Musulmana Ahmadia.

La Comunidad Musulmana Ahmadia se complace en anunciar que la segunda Ceremonia de convocación de Yamia Ahmadia Alemania tuvo lugar en sus instalaciones en Riedstadt el 22 de abril de 2017.

El Jefe Internacional de la Comunidad Musulmana Ahmadia, el Quinto Jalifa, Su Santidad, Hazrat Mirza Masrur Ahmad presidió la ceremonia y pronunció el discurso de apertura.

 

Durante la ceremonia, 16 graduados recibieron los certificados de ‘Shahid Digri‘ (Título de misionero) en manos de Hazrat Mirza Masrúr Ahmad y fueron inscritos como Misioneros Oficiales e Imames de la Comunidad Musulmana Ahmadía. Además, un graduado fue galardonado con un certificado de “Diploma Mubashar”. Aparte de Alemania, también había graduados procedentes de Bulgaria, Francia y Suiza.

Después de la presentación, Hazrat Mirza Masrur Ahmad pronunció un discurso de inspiración religiosa, en el que destacó las enormes responsabilidades que se asignan a los misioneros recién graduados.

Dirigiéndose a los graduados, el Jefe Supremo dijo:

“A nivel personal, debéis continuar esforzándoos en aumentar vuestro conocimiento, pues el Santo Profeta Muhammad (la paz sea con él) dijo que la búsqueda del conocimiento debe continuar a lo largo de la vida. Asimismo, debéis esforzaros en elevar los estándares espirituales y morales de los miembros de la Comunidad y transmitir a la vez el verdadero mensaje y pacífico del Islam a todos los sectores”.

Hazrat Mirza Masrur Ahmad continuó diciendo:

“Para el cumplimiento de vuestras responsabilidades, es de suma importancia que desarrolléis un vínculo fuerte y eterno con Al-lah el Todopoderoso. Si no tenéis una conexión personal con Al-lah, no podréis cumplir vuestra promesa de dar prioridad a vuestra fe sobre todos los asuntos mundanos y no seréis capaces de cumplir vuestro deber de acercar a los demás hacia   Al-lah“.

Destacando la importancia del aprendizaje continuo, Hazrat Mirza Masrur Ahmad dijo:

“Aparte de prestar atención a vuestra adoración, debéis reflexionar sobre los significados más profundos del Sagrado Corán y estudiar su comentario. Debéis continuar leyendo los libros del Mesías Prometido (la paz sea con él) cada día, ya que ofrecen la mejor interpretación del Sagrado Corán. Sólo si poseéis el verdadero conocimiento del Corán, estaréis en condiciones de responder a las preguntas y las acusaciones contra el Islam“.

Su Santidad dijo que los misioneros musulmanes áhmadis nunca deben verse afectados por ningún complejo de inferioridad o sentir vergüenza sobre el islam y deben permanecer firmes en su fe en todas las circunstancias.

Hazrat Mirza Masrur Ahmad dijo:

“Como misioneros, nunca debéis alejaros de los principios fundamentales del islam ni de las enseñanzas del Santo Profeta Muhammad (la paz sea con él). No importa si las columnas de los medios se escriben en contra vuestra o incluso si se imprime un periódico entero en oposición a vosotros. Al margen de las circunstancias, debéis permanecer firmes en vuestras convicciones. Recuerdad siempre que el verdadero mensaje del Islam está destinado a difundirse porque esta es la promesa de Al-lah el Todopoderoso”.

Hazrat Mirza Masrur Ahmad continuó diciendo:

“Recuerdad que Al-lah anunció al Mesías Prometido (la paz sea con él) que ‘Yo llevaré tu mensaje a los rincones de la tierra’. Al haber sido esta promesa hecha por Al-lah, no necesitamos temer a nadie. Por lo tanto, ocultar o comprometer vuestras creencias no es un signo de sabiduría, sino que sólo puede describirse como cobardía.”

Su Santidad dijo que los misioneros musulmanes áhmadis nunca deben ser como los llamados clérigos que predicaban una cosa, pero actuaban de una manera completamente diferente.

Hazrat Mirza Masrur Ahmad dijo:

“Vuestra adoración al Todopoderoso debe ser de un estándar muy alto y similarmente vuestra moral también debe ser del más alto nivel. Tanto en vuestra vida doméstica, como en el trato con el público, o incluso en vuestro modo de vestir, debéis actuar de manera ejemplar. La gente debería ser capaz de identificaros al instante como aquellas personas que son verdaderos representantes de la Comunidad Musulmana Ahmadía“.

Al concluir su discurso, Hazrat Mirza Masrur Ahmad subrayó la importancia de la rectitud y buscar la ayuda de Al-lah el Todopoderoso en todas las circunstancias.

Hazrat Mirza Masrur Ahmad dijo:

“Siempre y cuando necesitéis algo, debéis inclinaros delante de Dios buscando Su ayuda, en vez de recurrir a la gente. Buscad la ayuda y el apoyo de Dios en cada momento de vuestras vidas y recordad siempre que debéis suplicarle para que los guíe por el camino correcto”.

La ceremonia concluyó con una oración silenciosa dirigida por Su Santidad (Hazrat Mirza Masrur Ahmad).