Download Audio Hello world! Other Translations Hello world!

Difundiendo las verdaderas enseñanzas del islam

Tras recitar el Tashahhud, Taawwuz y Surah Al-Fatiha, Hazrat Jalifatul Masih V (aba) dijo:

Debido a la gracia y a las bendiciones de Al-lah el Todopoderoso sobre nosotros, hemos reconocido al Mesías Prometido (as) y hemos tenido la oportunidad de ser incluidos en el Bai´at (juramento de iniciación) del Mesías Prometido (as). Por una parte, debería ser un medio para que progresemos en nuestra fe; pero si fracasamos en hacer progresar nuestra fe y nuestra creencia después de haber aceptado al Mesías Prometido (as), entonces no habremos obtenido beneficio alguno de aceptarlo. Sin embargo, por otra parte, también deberíamos presentar abiertamente el mensaje del islam sin ningún tipo de inferioridad, complejo o miedo. Hay algunos jóvenes, chicos y chicas, que en ocasiones sienten que debido a la situación actual de los musulmanes y debido a que se le atribuyen la maldad y el desorden actual, deberían evitar hablar acerca del islam. Eso sí, la mayoría son muy activos gracias a Al-lah el Todopoderoso, puesto que los informes acerca del reparto de folletos etc, reflejan que un gran porcentaje ha participado. Sin embargo, aún hay algunas personas que en ocasiones caen en algún tipo de inferioridad o complejo. Aunque se consideran musulmanes, porque a pesar de todo son musulmanes, pero no lo expresan abiertamente como deberían hacerlo. Sin embargo, observando las acciones de otros musulmanes, deberíamos ser más valientes aún en mostrar al mundo la verdadera imagen del islam. Deberíamos decirle al mundo que la situación actual del islam, es de hecho la prueba de su veracidad. Y esto es debido a que el Santo Profetasa predijo que llegaría un tiempo en el que la situación de los musulmanes se deterioraría y el desorden y la maldad se expandiría; siendo los responsables de esto los que se considerar Ulema (sabios). Además, los musulmanes se verán inmersos en objetivos mundanos y será en esta época cuando se producirá la llegada del Mesías Prometido y Mahdi, que presentará la verdadera imagen del islam al mundo y hará llegar al mundo el verdadero mensaje del islam al mundo. Y nosotros, los áhmadis somos aquellos que han aceptado al Mesías Prometido (as) y siguen las verdaderas enseñanzas del islam que el Mesías Prometido (as) os ha mostrado tan maravillosamente y nos ha enseñado. Por tanto, no hay necesidad de tener ninguno tipo de complejo de inferioridad.

Algunas personas se han involucrado demasiado en el materialismo de los países occidentales, y aunque proclaman dar preferencia a la fe sobre las cosas mundanas, en realidad no lo practican. Los áhmadis aquí son muy buenos en integrarse con la gente de aquí y en mostrar buenos valores morales, pero sus niveles de adoración y cumplimiento de los derechos de Al-lah el Todopoderoso no son los que se esperan de un áhmadi. De igual manera, hay debilidad en sus relaciones mutuas. Se reciben muchas quejas en las que las personas con cargos carecen de respeto mutuo al tratar con las personas. También se necesita que la gente aumente en sus corazones su nivel de respeto hacia las personas con cargos. El objetivo de la llegada del Mesías Prometido (as) no era solo el crear una Yama´at (comunidad) para reformar las creencias, sino también para una reforma práctica en cada aspecto y cada nivel.

Por ello, cada uno de nosotros debe evaluarse a sí mismo si estamos luchando para cumplir esto. A medida que se construyen más mezquitas en Alemania y más Yama´ats se establecen, la Yama´at está ganando cobertura y el mundo nos mirará de forma más crítica.

Naturalmente, a medida que nuestros números aumenten, la Yama´at llegará a ser más conocida, y mientras más conocidos seamos, seremos vistos de manera más crítica, y esto aumentará día tras día. Por ello, esto nos exige que mejoremos nuestros niveles de conducta práctica y también que cumplamos con el objetivo del Bai´at del Mesías Prometido (as).

Siempre digo y recordaré una vez más que el 99,9% de los áhmadis que han emigrado a países occidentales no lo han hecho por su talento o cualidades. Más bien es por el Ahmadíat y por tanto todo áhmadi que vive aquí es un predicador silencioso del Ahmadíat. Gracias a Al-lah el Todopoderoso, debido al buen ejemplo de los áhmadis de aquí y también a sus buenas relaciones en la sociedad, han dejado una buena impresión de la comunidad en la gente, y la gente lo expresa en varias ocasiones.

En los últimos días, se organizaron varios actos de colocación de la primera piedra y también de inauguración de algunas mezquitas. Entre los asistentes también estaban gentes locales de las zonas, y los sentimientos que expresaron hacia la Yama´at  -también los oficiales y políticos locales dieron su punto de vista- , coincidían  en que por la Gracia de Al-lah el Todopoderoso, los áhmadis locales de estas zonas han dejado una buena impresión entre sus vecinos. También me percaté de que las verdaderas enseñanzas del islam no han sido introducidas a los vecinos de la forma en que debería haber sido hecha. Esto es porque cuando me dirijo a esas personas en estos actos y hablo sobre las enseñanzas del islam, o cuando he hablado personalmente con estas personas, muchos dijeron que no tenían idea de las verdaderas enseñanzas del islam hasta ahora. Dijeron por unanimidad que esta maravillosa imagen de las verdaderas enseñanzas el islam no se nos mostró y nuestra imagen del islam era únicamente el que nos muestran los medios de comunicación. También dijeron que a pesar de que conocemos a algunos áhmadis y acudimos al acto por su invitación, aún albergábamos ciertas precauciones. El tener y mantener una relación personal con alguien es completamente diferente a invitar a alguien a uno de los actos de la Yama´at y hablarles acerca de la Yama´at. La gente pensará que a pesar de que él es mi amigo y es una buena persona, pero no sé cómo es su Yama´at y qué clase de creencias tienen, y puede que también sean extremistas.

Por tanto, estas personas tenían algunas dudas. De hecho es una impresión general que tiene el mundo en general  y he observado que los no musulmanes de cada país del mundo tienen estas dudas y es que no saben que les pasará si acuden a un acto de musulmanes. Temen que quizás estén tratando con extremistas. En algunos sitios también me han dicho que después de haber atendido nuestros actos, se dieron cuenta de que sus opiniones eran completamente erróneas y tras escuchar acerca del islam como una religión pacífica y una religión que propaga amor y también que las acciones de una minoría no pueden ser atribuidas al islam.

Como he mencionado, en los diversos actos organizados aquí y en otras partes del mundo, he conocido a muchas personas, que dicen que después de escucharle a usted no sólo se han eliminado nuestras reservas, sino si alguna vez nos inclinamos a seguir una fe en particular, entonces nos uniremos a la Comunidad Musulmana Ahmadía.

Voy a presentar algunos ejemplos de cómo los puntos de vista de las personas han cambiado completamente después de haber escuchado el mensaje del islam.

El primer acto de inauguración de una mezquita fue en Waldshut. Uno de los invitados, Simon Klauss dijo:

“Mi opinión sobre el islam ha cambiado completamente. Hoy, he aprendido el verdadero significado de Yihad. Después de aprender el verdadero significado de Yihad, no hay razón alguna para temer a este término. De hecho, no hay nada por lo que uno deba tener miedo”.

Dice además:

“Antes de atender esta función, temía que pudiese producirse un ataque terrorista contra mí y por tanto, a pesar de que acepté la invitación decidí no acudir. Sin embargo, un amigo mío que había investigado acerca de la comunidad en internet y también había visto algunos videos, me dijo que esta era una comunidad muy pacífica y por tanto me dijo que no había daño alguno en acudir a su celebración”.

Sin embargo, afirma:

 “Todavía tenía algo de miedo, pero ahora estoy muy agradecido por el hecho de poder asistir a esta función de hoy. Después de asistir a vuestra función, me he dado cuenta de que vosotros no quitáis vidas, de hecho otorgáis vida debido a la compasión que mostráis hacia la humanidad y el servicio que proporcionáis a ella”.

Otro invitado, el Dr. France, dijo:

“Hoy he presenciado un Islam que no se difunde promoviendo el odio, sino que se propaga a través del amor”.

Una señora que asistió a la inauguración de la segunda mezquita dijo:

“Lo que he oído hoy, nunca lo había escuchado de ningún otro líder musulmán”.

Otra señora dijo:

“Hoy he aprendido que el Islam es una religión pacífica y compasiva. También me he dado cuenta de lo mucho que protege el islam los derechos de los vecinos”.

Un musulmán sirio también asistió a la función y dijo:

“Hoy fue un día muy emotivo para mí. Me dijeron antes de venir al evento -esta es la visión generalizada-, que los Ahmadis no son musulmanes y que su Corán es también diferente. Sin embargo, hoy he aprendido que era completamente falso y los Ahmadis leen y se adhieren al mismo Corán que el resto de los musulmanes y creen en el mismo Profeta que los otros musulmanes “.

Después de reunirse conmigo, dijo:

“Después de conocer al Jalifa actual, es muy posible que también me convierta en Ahmadi”.

El mismo tipo de sentimientos también fueron expresados ​​por los invitados que vinieron aquí cuando se colocó la primera piedra de la mezquita y de manera similar en Marburg. La vicerrectora de la Universidad de Marburg dijo:

“Estoy completamente abrumada por las emociones en este momento. Después de escuchar el discurso del Jalifa de la comunidad Ahmadía, especialmente la explicación del concepto de dos cielos (en mi discurso presenté el concepto de dos cielos, de hecho hablé sobre las enseñanzas del Islam y dije que hay un cielo en este mundo y también uno en el más allá), me emocionó escuchar la explicación del concepto de dos cielos y también de cómo alcanzar el cielo en este mundo que de hecho es como un precursor del cielo en el más allá “.

También dijo:

 “También he aprendido sobre la vida del fundador del Islam, el Santo Profeta Muhamad (sa), y la temprana historia del Islam. También aprendí cómo el Islam enseña a uno a cumplir los derechos de los demás.”

Dijo además:

“Si el mundo llega a comprender todo esto, entonces se establecerá la paz, el amor y la fraternidad en el mundo”. Esta señora estaba tan emocionada que la persona con la que estaba hablando dijo que empezó a llorar y dijo que no podía decir nada más porque no tenía fuerzas para continuar”.

Esta es una mujer cristiana que llegó a una función musulmana y que previamente no tenía conocimiento de las enseñanzas del Islam. De hecho Amir Sahib (el presidente nacional de la yama’at en Alemania) me dijo que ella no estaba al tanto del islam y la estaba buscando. Es una vicerrectora y por lo tanto una mujer muy educada y después de escuchar el discurso, se emocionó tanto que ni siquiera podía controlar sus sentimientos. Esto es lo hermoso que son las enseñanzas del islam y por lo tanto no necesitamos tener ningún tipo de complejo de inferioridad.

Una señora llamada Miss Ester dijo:

 “Hoy vuestro Jalifa ha respondido todas las preguntas que albergaba en mi corazón antes de venir”

Además dijo:

“Sin embargo, me temo que después de haber escuchado estas hermosas palabras cuando vuelva a casa, es muy posible que mañana alguien busque difamar el nombre del islam llevando a cabo un acto terrorista en nombre del islam y la atención de la gente se desviará hacia el acto y se olvidarán de este mensaje pacífico – Esta es la angustia y el dolor que tengo”.

Así, estos son los tipos de sentimientos que emergen en los corazones de las personas. Del mismo modo, hay varios comentarios de otros invitados. En todas partes recibimos sentimientos parecidos a estos. Como la mencionada señora dijo que la gente olvidará cualquier mensaje pacífico, esta es la realidad, especialmente cuando se trata de los medios de comunicación que siempre tratan de evitar cualquier retrato positivo del Islam que merezca ser destacado. Por esta razón es nuestra responsabilidad continuar difundiendo este mensaje que consiste en el amor, la reconciliación, el cumplimiento de los derechos de Dios y Su creación.

Cada acto negativo que se comete en nombre del islam por parte de algunos individuos y por parte de los “así denominados musulmanes” debe ser contrarrestado por nosotros demostrando sus enseñanzas positivas ante el mundo.

En cuanto a los invitados y otras personas que asistieron a nuestras funciones, ahora es importante mantener el contacto con los que han forjado una relación. ¿Cuál fue la razón después de todo del impacto que en ellos se produjo? ¿Cuál fue la razón? Esencialmente recitamos el mismo Corán que el resto de los musulmanes recitan y también ofrecemos la oración de la misma manera que la ofrecen los otros musulmanes. Creemos en el mismo Sharia [enseñanzas islámicas] que fueron reveladas al Santo Profeta (sa) y creemos  en él que fue el último profeta. La razón por la cual tuvo tal impacto fue porque hemos aceptado el Mesías Prometido (as). Como mencioné antes, el Mesías Prometido (as) elucidó abiertamente las enseñanzas del islam explicando las verdaderas enseñanzas del Corán, y es responsabilidad de cada Ahmadi difundir estas enseñanzas.

Así, junto con la reforma personal de nuestras acciones también necesitamos distribuir los libros del Mesías Prometido (as) y ésta es nuestra tarea, de hecho es nuestra responsabilidad.

Como he mencionado anteriormente, la primera piedra de la mezquita de Marburgo se colocó, en el mismo lugar en el que había musulmanes presentes y en el que también asistieron muchos invitados, entre ellos profesores universitarios y estudiantes, así como el vicecanciller, cuyos sentimientos e impresión ya he mencionado anteriormente. Entre ellos estaban dos profesores universitarios de origen egipcio, que enseñaban estudios islámicos y el árabe. Al preguntarles, mencionaron que en el curso de estudios islámicos enseñan filosofía islámica. Les pregunté si habían leído “La Filosofía de las Enseñanzas del Islam” escrito por el Mesías Prometido (as)? Contestaron “No”. Les dije que debían leer este libro, porque sin él no se pueden entender las profundidades de la filosofía del Islam, independientemente del conocimiento que se haya ganado de diferentes fuentes.

Me sorprendió comprobar que el secretario nacional de Ishaat [publicaciones] que los había traído, y  tal vez era un antiguo estudiante de alguno de ellos en la universidad,  o tal vez todavía está estudiando allí – a pesar de su estrecha relación con ellos y a pesar de saber su tema de interés-, no les dio este libro. Aun así, le dije que arreglara esto inmediatamente. Ayer, recibí una carta de él en la que escribió que ya les ha proporcionado el libro. Deberían haber sido enviados en árabe, para que entenderían mejor el libro en su lengua materna. Este libro es de tal grandeza, que innumerables árabes me han escrito diciendo que después de leer este libro han comprendido verdaderamente el Islam. Incluso otras personas, incluyendo a los cristianos, me han escrito diciendo que este libro ha cambiado su opinión. El difunto Mustafa Sabit Sahib era un gran erudito de la Yama’at que tenía una profunda comprensión, de hecho tenía una comprensión profunda del Islam también, decía que el hecho más importante que lo llevó hacia Ahmadiat fue la lectura este libro [es decir, La Filosofía de las Enseñanzas del Islam].

Así, cuando uno se encuentra con gente educada, debe ofrecerles este libro. Algunos de nuestros estudiantes universitarios, tanto chicas como chicos, creen que al leer acerca de antiguos juristas y eruditos o estudiar sobre los imames y santos del pasado, su conocimiento se ha multiplicado y ahora no hay nadie que pueda cuestionar sus conocimientos. Pueden haber aumentado su conocimiento en este aspecto, sin embargo, los eruditos no-áhmadis tienen más conocimiento que ellos respecto a este tema. Por lo tanto, solo leyendo eso, uno debe considerarse a sí mismo erudito. Si alguien alberga este pensamiento, debe deshacerse de él. Hay que dejar de lado a los eruditos y a los santos del pasado, ya que ahora el verdadero conocimiento y el concepto correcto del Islam sólo pueden ser percibidos a través del conocimiento de los dichos del Mesías Prometido (as). Recordad, los veredictos emitidos por el Mesías Prometido (as) son las verdaderas resoluciones y cualquier exégesis que han sido escritas por los Julafa (Jalifas) de la Yama’at sobre la base de su literatura son de hecho los verdaderos comentarios. Por lo tanto, debéis leerlos y aumentar vuestro conocimiento a través de ellos. El Mesías Prometido (as) fue enviado como el árbitro justo de esta era y esto es un hecho que siempre debemos tener en cuenta. Por lo tanto, lo que el Mesías Prometido (as) ha pronunciado, esa es la verdad y configura también las verdaderas enseñanzas del Islam. No supongáis que al leer los libros de otros eruditos, o de Juristas o los de los imames del pasado, uno se convertirá en un erudito. Uno no puede ser un erudito a menos que lea los libros del Mesías Prometido (as).

Puesto que Dios, el Todopoderoso, envió al Mesías Prometido (as) para la reforma de esta era, Él también le otorgó el conocimiento divino para ello. En una ocasión el Mesías Prometido (as) dijo:

“Quien profesa la creencia debe asegurarse de que su fe evoluciona hacia la convicción y el conocimiento, en lugar de caer presa de la sospecha y la duda. ¡Escuchad! La conjetura nunca demostrará ser beneficiosa. Dios Todopoderoso declara: [árabe] “Ciertamente, la conjetura no sirve nada contra la verdad”.

El Mesías Prometido (as) afirma además:

“Es sólo la [verdadera] convicción la que puede permitir que uno tenga éxito. Nada se puede lograr sin ella. Si uno usara malas sospechas en cada asunto, es muy probable que no pueda sobrevivir en este mundo, ni siquiera por un momento.”

El Mesías Prometido (as) elabora más allá presentando un ejemplo:

“si uno no bebe agua sabiendo que tal vez hay veneno en su interior, o que es incapaz de comer cualquier cosa comprada de fuera, ya que puede contener sustancias fatales, ¿cómo puede sobrevivir tal individuo?”.

El Mesías Prometido (as) dice:

“este es un ejemplo claro, que siguiéndolo el hombre puede obtener beneficios en los asuntos relacionados con la espiritualidad. “

El Mesías Prometido (as) continúa diciendo:

“Ahora bien, pensad por vosotros mismos y obtendréis una conclusión de vuestro corazón, que si habiendo hecho el Bai’at [juramento de iniciación] en mi mano y aceptándome como el Mesías Prometido y el Árbitro Justo, sin embargo, después de profesar esta creencia todavía alberga alguna malicia o malestar en vuestros corazones debido a una decisión o acción mía, entonces debéis preocuparos”.

Continúa diciendo:

“La fe que es calumniada con dudas y sospechas no podrá derivar ningún resultado virtuoso. Sin embargo, si habéis aceptado de corazón que el Mesías Prometido (as) es el auténtico Árbitro, entonces, debéis tirar vuestros armamentos ante sus veredictos y acciones. Permaneced en silencio y aceptad lo que se os explica. Tratad sus veredictos con respeto, para que así pues, se os considere como de aquellos que muestran respeto y veneran las enseñanzas puras del Santo Profeta (que la paz y bendiciones de Dios sean con él)”.

El Mesías Prometido (as) añade:

“El testimonio del Santo Profeta (que la paz y bendiciones de Dios sean con él) debería ser suficiente cuando dijo que el Mesías Prometido (as) que aparezca será vuestro Imam y él será el Árbitro Justo. Si uno no está de acuerdo con esto, entonces, ¿qué es lo que resultará ser lo más adecuado? Uno que tenga fe, pero también albergue malas sospechas en ciertas partes de su corazón nunca puede ser beneficioso ni bendecido. Si yo no soy el verdadero, entonces salid y buscad al que sea el verdadero. Tened absolutamente claro que no hay otro verdadero. Posteriormente, si no encontráis otro veraz, y nunca lo encontraréis, entonces, sólo pido el derecho que me fue concedido por el Santo Profeta (que la paz y bendiciones de Dios sean con él). Aquellas personas que me han rechazado y levantan acusaciones contra mi persona no me han reconocido. En cuanto a los que me han aceptado y que han entrado en el Bai’at [juramento de la iniciación] y todavía reivindican, su estado es aún más lamentable, porque a pesar de ser capaces de verme, se han vuelto ciegos. Es un tema fundamental, que habiéndole aceptado, aún se alberguen dudas en el corazón y tras haber visto la luz, uno se vuelva ciego y con ello, sus pecados vayan “in crescendo”.

El Mesías Prometido (as) afirma además que:

“En realidad, ser contemporáneo de alguien disminuye su estatus y grandeza. Vivir juntos en la misma área impide que uno reconozca y comprenda el estatus de otro. Es por eso que el Profeta Jesús (as) declaró que: “Un profeta es deshonrado en su propio país”.

El Mesías Prometido (as) continua diciendo:

“Uno puede medir a partir de esto el nivel de angustia y sufrimiento que [es decir, Jesús (as)] tuvo que soportar de sus compatriotas. Por lo tanto, esta práctica va unida en el camino de los profetas, pues, ¿por qué entonces nuestro caso diferiría de los anteriores?”

Así, algunas personas levantan acusaciones contra Ahmadíat o contra las demandas del Mesías Prometido (as) diciendo que los eruditos religiosos de entre su propio pueblo lo rechazaron y declararon a los áhmadis como no-musulmanes. De entre ellos hay árabes, así como gente de otras naciones. Para ellos este argumento debería ser suficiente de que los profetas aparecieron en cada nación y en cada época, pero su propio pueblo los rechazó.

El Mesías Prometido (as) declaró:

“Todo lo que tuvimos que soportar de nuestros oponentes fue un resultado directo de esta práctica”.  En efecto la oposición a cualquier profeta o la oposición al Mesías Prometido (as) es un argumento a favor de su Veracidad, porque esa es la práctica de Dios Todopoderoso con respecto a Sus profetas. Dios Todopoderoso dice: [árabe] “No les llega ningún Mensajero sin que se burlen de él.”

Mientras se dirige a sus oponentes, el Mesías Prometido (as) dice:

“¡Ay! Si mis adversarios vinieran a mí con puras intenciones, les mostraría lo que Dios me ha concedido y como resultado, Dios Todopoderoso enviaría Su gracia y los alumbraría. Sin embargo, trataron este asunto con avaricia y celos. ¿Cómo les puedo explicar en esta condición?”

Sin embargo, es nuestra responsabilidad como los que hemos aceptado que si hemos profesado la creencia, entonces debemos asegurarnos de que formemos una conexión con Dios. No debemos ser distraidos por las actividades mundanas, ya que este mundo es efímero. Por lo tanto, debemos preocuparnos por nuestra vida en el más allá. El Mesías Prometido (as) dice:

“Cuando el hombre emprende la búsqueda del verdadero camino con un corazón sincero, entonces todos los asuntos se resuelven. Sin embargo, si uno tiene la intención de difundir el mal y usar un lenguaje profano, entonces no hay ninguna esperanza.”

Añade:

“En Hiyayul Kiraamah está escrito con referencia a Ibn e Arabi que dijo: “Cuando el Mesías Prometido aparecerá será declarado infiel e ignorante, en la medida en que se dirá que quiere hacer cambios en la fe “.

En la época actual es lo que está ocurriendo, al imponerme esa acusación contra mí. La gente no será liberada de esto a menos que oculten el manual de su propio razonamiento y dejándolo de lado, se preocupen de que si esa es la verdad o no. “El Mesías Prometido (as) continúa diciendo:”De hecho, algunos asuntos son incomprensibles, sin embargo, aquellos que creen en los profetas lo hacen porque piensan piadosamente con paciencia y firmeza, esperando en consecuencia que Dios Todopoderoso revele la verdad para ellos.

El Mesías Prometido (as) declaró:

“En la época del Santo Profeta (sa), los Compañeros no hacían preguntas, sino que esperaban a que otros hicieran preguntas para que pudieran beneficiarse de ellas. Se sentaban tranquilamente aceptando todo y no se atrevían a preguntar nada. En mi opinión, esa es la mejor manera para mostrar los modales. Quien no entiende los modales que deben ser mostrados a los Profetas y elige no seguirlos, se involucran en un pensamiento dañino y deberían temer no ser llevados a la ruina.”

El Mesías Prometido (as) ha advertido a sus propios seguidores a no pensar mal de los demás y evitar hacer preguntas sin sentido. Por lo tanto, ante todo no necesitamos sentir ningún tipo de complejo de inferioridad como ya he mencionado.

En asuntos donde los ancianos y los santos han dado opiniones, no tienen valor en comparación con ninguna de las opiniones o decisiones que se han dado sobre ese tema por el Hakm y Adl (Juez y Árbitro, el Mesías Prometido). Esos santos pasados ​​sirvieron al islam en gran medida durante sus respectivos períodos de tiempo y se esforzaron por guiar a los musulmanes dentro de sus esferas. Sin embargo, ahora, después de la aparición del Jatamul Julafa [el excelso de los Jalifas], Jatamul Auliya [el excelso de los Amigos de Dios] , Muyadid Ajaruz Zaman [Reformador de la última época] y Hakm y Adl [Juez y Árbitro], sus decisiones, conocimientos y enseñanzas sobre el islam son toda la verdad, mientras que todo lo demás es incorrecto. Después de llevar a cabo el Bai’at tenemos que seguirlo y esto es algo que siempre debemos tener en cuenta. Este es ciertamente el verdadero islam que es apreciado hoy por el mundo, como he mencionado. ¿Por qué somos respetados en el mundo? Es porque presentamos el islam como nos fue enseñado por el Mesías Prometido (as). Ya he presentado muchos ejemplos de esto y hay muchos más ejemplos que demuestran esto.

Como he dicho, el segundo punto que debemos recordar es leer la literatura del Mesías Prometido (as) y los libros que nos ha dejado, porque es el medio para adquirir conocimiento sobre el verdadero islam. Por lo tanto, donde deben leerlos ustedes mismos, también deben dárselos a otros con los que estén bien familiarizados y sean de buen carácter. Es esencial que compartan esta literatura con ellos, incluyendo la literatura relacionada con problemas y asuntos cotidianos. Es muy necesario que lo hagamos.

En resumen, cada áhmadi debe esforzarse para obtener el máximo beneficio de la literatura del Mesías Prometido (as), y también debe transmitirla a otros. Nunca debemos preocuparnos de lo que el mundo pensará en respuesta, ni de cómo los musulmanes no-áhmadis o la gente del mundo verá lo que decimos. Los Profetas y los Elegidos de Dios vienen al mundo en un momento en que la mundanería y el materialismo están desenfrenados y la corrupción asedia a la religión; cuando la mayoría del mundo abandona la religión y es la tarea de los Profetas y Elegidos traerlos de vuelta al camino correcto. Así, aceptando al Mesías Prometido (as), tenemos la carga de reformar el mundo y encontraremos oposición al hacerlo. La gente mundana formará leyes para su propio beneficio y placer. Si esas leyes son contrarias a las leyes de Dios, entonces tenemos que ayudar a reformar el mundo y traerlo al camino correcto permaneciendo dentro de los límites de la ley. Al traerlos al camino correcto nunca debemos mostrar ningún complejo de inferioridad ni debemos tener miedo, sino que debemos llevar a cabo esta tarea con sabiduría. Así que no debemos tener miedo. Todo lo que es incorrecto y lo que las religiones han juzgado como erróneo, tenemos que calificarlo de incorrecto. Cada áhmadi debe instilar esto en sus mentes.

En términos del Mesías Prometido (as) quien dijo a sus seguidores citando el ejemplo del Profeta que dijo no hacer demasiadas preguntas, fue porque impide la expresión de completa obediencia. Es por eso que dijo que cuando otros [no-áhmadis] visitan y hacen preguntas, la respuesta que reciben también se convierte en una fuente de tranquilidad y fe para los que creen. Los profetas tienen una percepción tan perspicaz y profunda que pueden responder a la pregunta que la persona tiene en su mente.

Si la gente puede decir acerca de mí, quien soy un servidor extremadamente humilde del Mesías Prometido, que mi discurso ha respondido a todas las preguntas que tenían en sus mentes, entonces la percepción de un profeta es mucho mayor. Por lo tanto, son capaces de responder incluso los aspectos más intrincados y sutiles de la cuestión. Por lo tanto, uno no debe pensar que no hay respuesta a una pregunta. Sin embargo es el deber de los creyentes también elevar su nivel de obediencia. Hazrat Jalifatul Masih I (ra) mostró completa obediencia al Mesías Prometido (as) y el Mesías Prometido (as) mencionó también esto. Hazrat Jalifatul Masih I (ra) solía sentarse en las reuniones en las que el Mesías Prometido estaba presente y de acuerdo a las narraciones, solía sentarse con la cabeza baja y no decía nada ni hacía ninguna pregunta. Sin embargo, cuando preguntaban, él se beneficiaba de las preguntas y tomaba nota de ellas. Además, escuchaba atentamente lo que decía el Mesías Prometido as y se beneficiaba de ello. Hay que recordar y también ya lo he mencionado antes, que no es que la religión del Islam no tenga respuestas a preguntas concretas. Ciertamente no, de hecho el Islam tiene las respuestas para todo y el Mesías Prometido (as) ha dado todas las respuestas en sus libros y discursos. Es por eso que dije y digo que uno debe estudiar los libros del Mesías Prometido as y esto es extremadamente vital para demostrar la superioridad del Islam. Ya se trate de cuestiones relacionadas con la jurisprudencia, o cuestiones de carácter general o cuestiones filosóficas o académicas, las respuestas a todas ellas pueden encontrarse en la literatura del Mesías Prometido as y en los Julafa que las han explicado más a fondo. Por lo tanto, hay que prestar atención a esto y estudiar la literatura y reflexionar sobre ella. El Mesías Prometido ha aconsejado repetidamente a su Yama’at acerca de cómo debe ser y cuál debe ser la condición de la fe. En relación con esto, presentaré un extracto de sus escritos, para que cada uno de nosotros pueda cumplir las expectativas de nuestro Bai’at.

Impartiendo un consejo extremadamente importante a su Yama’at, el Mesías Prometido declara:

“Ésta época está empeorando de manera importante. Hay todo tipo de Shirk [prácticas de idolatría], innovaciones dañinas y muchas otras enfermedades se han convertido en prevalentes. La declaración hecha en el momento del Bai’at en la cual uno debe dar precedencia a la fe sobre todas las cosas mundanas es de hecho una declaración hecha ante Al-lah el Todopoderoso. Uno debe valorar profundamente el hecho de que es una declaración hecha ante Al-lah el Todopoderoso. Por tanto, uno debe esforzarse por adheriste a esto hasta su último suspiro, o dejar claro que no ha hecho el Bai’at. Y si os adherís firmemente a esto, entonces Al-lah el Todopoderoso bendecirá vuestros asuntos religiosos y mundanos”.

El Mesías Prometido (as) a continuación dice:

“Adoptar la rectitud tal y como Al-lah el Todopoderoso ha prescrito. Estos tiempos son extremadamente precarios y la ira divina se está convirtiendo en algo gradualmente aparente.  Y aquel que se perfila acorde al decreto de Dios el Todopoderoso será objeto de la clemencia de su propio ser, de su descendencia y progenie.”

A la vista de las actuales circunstancias que están significativamente empeorando, cada uno de nosotros debería valorar dichas circunstancias y como resultado acercarse aún más a Al-lah el Todopoderoso. El Mesías Prometido (as) a continuación relata:

“Tomad el ejemplo de una persona que come pan. Hasta que no come acorde a su apetito, permanecerá hambrienta. ¿Satisfará su apetito un bocado de pan? Ciertamente no, y si solo tragase una gota de agua por su garganta, esa simple gota no sería capaz de salvarle y a pesar de esta gota de agua morirá”

El Mesías Prometido (as) a continuación dice:

“Para proteger su vida, uno tiene que comer y beber una porción apropiada que se requiere para mantenerle vivo, o sin embargo no podrá sobrevivir”.

El Mesías Prometido (as) dice:

“Es el mismo caso para el estado de la fe de un hombre. Hasta que la fe de un hombre no llega a un punto en el que está saciado y completo, no hay posibilidad de sobrevivir. Uno debe obedecer las órdenes de Dios el Todopoderoso tal y como uno come pan y bebe agua para saciar su hambre”.

El Mesías Prometido (as) continúa diciendo: “Entended claramente que desobedecer algunos mandamientos de Dios el Todopoderoso es similar a desobedecer todos sus mandamientos. Si una parte se guarda para Satanás y otra para Dios el Todopoderoso, entonces a Dios el Todopoderoso no le gusta este compromiso. A Dios el Todopoderoso no le gusta que asocien compañeros a él”

A continuación añade:

“Esta dispensación ha sido establecida para que el hombre pueda encontrar a Dios el Todopoderoso. Incluso avanzando hacia Dios el Todopoderoso es una tarea difícil que requiere cierta muerte para superarse a uno mismo, sin embargo, nuestra única supervivencia yace en esto. Quien sea que se libre de las influencias satánicas en su interior, es una persona bendita. Sin embargo, si una simple huella permanece, entonces no disfrutarán de dichas bendiciones. Sus bendiciones pueden sentirse en cualquier sitio en su propia persona, en su morada y en su ciudad. Hasta que uno justifique su pacto de lealtad por medio de sus acciones, su pacto no sostiene ninguna significación. Tal y como si fueras a declarar verbalmente a otro individuo que desempeñarías unas tareas y luego fallaras a la hora de realizarlas, le dejarías decepcionado. Sucede el mismo caso en materas relativas a Dios el Todopoderoso. Él es más honorable que el más honorable de entre vosotros. ¿Es posible para una persona obedecer a Dios el Todopoderoso peor también mostrar obediencia a Sus enemigos? Esto se conoce como hipocresía. En esta materia uno no debe preocuparse por otras personas, sino que deben permanecer en el camino recto hasta su último suspiro.”

El Mesías Prometido (as) a continuación dice:

“Hay dos tipos de vicio. Uno es asociar coparticipes con Dios el Todopoderoso, y fallando a la hora de reconocer Su grandeza volviéndose indolente en Su adoración y Su obediencia. El segundo vicio es no mostrar bondad hacia Su gente y fallando a la hora de cumplir con sus derechos. Uno debe intentar evitar ambos tipos de vicio. Sed firmes en la obediencia a Dios el Todopoderoso. Permaneced firmes en el pacto que tomasteis. No inflijáis dolor a los siervos de Al-lah. Recitad el Corán con profundo entendimiento y también actuad según él. Evitad todas las reuniones idólatras fútiles y observad las cinco oraciones diarias. En resumen, no debería haber ni un solo mandamiento de Dios el Todopoderoso que ignoréis. Mantened vuestro cuerpo limpio y vuestro corazón libre de toda malicia y envidia excesiva. Estos son los puntos que Dios el Todopoderoso requiere de vosotros”.

Ahora, todo el mundo debería analizarse a sí mismo hasta qué punto se preservan de reuniones fútiles e idólatras. Mucha gente dirá que cree en un solo Dios y no se sientan en reuniones idólatras. Recordad que cualquier reunión, ya sea el internet o la televisión, cualquier tema que os aleje de la oración y la adoración cuenta como una reunión idólatra.

Por tanto, debemos analizarnos a nosotros mismos con este nivel de profundidad. El Mesías Prometido (as) nos recordó especialmente que observásemos las cinco oraciones diarias y observar las oraciones significa rezar en congregación, con puntualidad y con constancia. He analizado la situación y veo mucha debilidad a este respecto. La gente pide que haga oraciones, pero cuando se les pregunta si ellos mismos rezan u ofrecen las oraciones obligatorias, su respuesta es negativa o que lo intentan hacer. Por tanto, si la persona que está suplicando no siente ningún dolor por la oración dentro de él, entonces cómo puede otra persona sentir el dolor de que deberían rezar por ellos. Sin duda, si uno cumple con las obligaciones que se deben a la oración, entonces las oraciones de los demás le ayudarán y esto concuerda exactamente con lo que el Santo Profeta (sa) ha dicho. Es el mismo caso de las enfermedades sociales que he mencionado anteriormente, en el que algunas personas no tienen los niveles de amor, afecto y hermandad que deberían tener, sino que cosechan malicia, rencor y envidia. Por tanto debemos mirar dentro de nosotros mismos y posteriormente hacer un juicio. No miréis hacia otras personas por cómo son, sino que debéis mirar por reformar vuestro propio ser. Si uno se reforma a sí mismo, entonces todos los hábitos incorrectos serán erradicados. Nadie puede decir que está libre de todos los vicios.

Por tanto, debemos siempre buscar el arrepentimiento de nuestros fallos y faltas. Que Al-lah el Todopoderoso nos permita a todos obtener esto y habiendo entrado en el Bai’at con el Mesías Prometido (as), que nos permita cumplir con él.